Universitario sin experiencia: ¡Trabaja como profesor particular!

Para un universitario sin experiencia, encontrar un primer empleo es todo un desafío y más cuando se pretende que este primer trabajo esté relacionado con aquello que se está estudiando, o que se ha estudiado, excepto para aquellos que trabajan como profesor particular.

profesor particular

Encontrar un primer empleo presentándose como universitario sin experiencia no es sencillo, pero si buscas ideas para conseguir dinero extra: ¡Sé profesor particular! Consigue dinero y algo de experiencia, al tiempo que ayudas a alumnos que necesitan ayuda puntual para aprender o para aprobar una asignatura.

Universitario sin experiencia: ¡Trabaja como profesor particular!

Un universitario es un estudiante que tiene que estudiar, pero al que ya se le presuponen una serie de conocimientos teóricos y que, además, ya ha adquirido una serie de técnicas de estudio y habilidades de memorización y aprendizaje. Conocimientos que puede enseñar ahora a otros alumnos más jóvenes, de Primaria, ESO o Bachillerato convirtiéndose en profesor particular de materias concretas, en profesor de técnicas de estudio o en profesor de ayuda con los deberes. ¡Rentabiliza todo lo que has aprendido como estudiante impartiendo clases particulares!

Los universitarios de segundo o de tercero, además, ya cuentan con asignaturas del Grado aprobadas. Quizás sea el momento de ayudar a los alumnos de primero trabajando como profesor particular de aquellas materias en las que conseguiste los mejores resultados. No solo es un trabajo basado en lo que se está estudiando, sino que dar clases particulares es una excelente forma de repasar contenidos y de tener los conocimientos de las asignaturas más importantes “frescos”.

¿Dificultades con una asignatura universitaria de este curso? Conviértete en profesor particular de aquella que te resulta más sencilla de aprobar o de la que mejor entiendes a cambio de recibir clases particulares de las que más difíciles de aprobar te parecen.

Entre las ventajas de las clases particulares están la mayor libertad para elegir horarios que hacen posible que, desde la primera clase tanto profesor como alumno puedan proponer determinadas condiciones o tiempos para el desarrollo de las clases, de forma que se pueden dejar libres las épocas de exámenes o los periodos en los que, por ejemplo, hay que preparar proyectos para la carrera.

Para los universitarios, impartir clases particulares durante los años de Universidad es una excelente forma de tener algo de dinero extra y de encontrar un primer empleo con una gran libertad de horarios y que se puede ir adaptando según los horarios de las clases, es más, las clases particulares se pueden incluso compaginar con un primer empleo.

Una forma de obtener algo de dinero para pequeños caprichos o para gastos relacionados con los estudios, una forma de repasar conceptos y de refrescarlo, una manera de ayudar a otras personas con dificultades de aprendizaje  y hasta una forma de recibir clases particulares gratis de materias difíciles. Estas son algunos de los motivos para ser profesor particular durante los años de Universidad e incluso, de comenzar a trabajar una vez terminados los estudios y hasta que se encuentra el primer empleo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *