Qué se aprende cuando se es profesor particular

cuando se es profesor particular

Como docente particular, seguro que estás preparado para enseñar a tus alumnos, para mostrarles lo que sabes de las materias que impartes y para ayudarles a que ellos también sepan, pero cuando se es profesor particular también hay que estar preparados para aprender, porque el aprendizaje forma parte del proceso de convertirse en profesor particular.cuando se es profesor particular

¿Que qué se aprende cuando se es profesor particular privado? Muchísimas cosas. Aunque en realidad, de cada clase y de cada alumno se aprende algo nuevo, hay algunas cosas que todo profesor particular aprende a medida que imparte clases particulares.

Esto es lo que se aprende cuando se es profesor particular

Que cada alumno es único

Sí, no hay dos alumnos iguales. Puede que tengan el mismo nivel y hasta los mismos problemas y que estén en la misma clase, pero cada uno de ellos necesita formación y atención personalizadas y un asesoramiento formativo a medida para conseguir sus objetivos académicos.

Que la innovación y la originalidad enseñando tienen cabida en la formación privada

Si siempre te han enseñado algo de una forma, seguro que cuando empieces a dar clases particulares utilizarás esa misma forma, pero ¿has pensado en darle la vuelta al aprendizaje? Si te planteas los temarios y los conceptos no como un profesor que enseña, sino como un alumno que necesitaba que se los explicaran encontrarás nuevas formas de ayudar a tus alumnos.

No tengas miedo a innovar o a ser original en tus clases, cuando se es profesor particular de clases privadas esta es una de las ventajas que hay que aprovechar: la total libertad para impartir clases como tú quieras.

Que el tiempo pasa rápido cuando estás enseñando como te gusta

Todo profesores particulares novatos que se enfrenta a su primera clase con un solo alumno pensando en el que tiempo de clase será mucho y que no sabrán como estar toda una hora, o dos, con una sola persona… Sin embargo, bastan un par de clases para darse cuenta de que el tiempo enseñando algo que gusta pasa muy rápido y que, incluso, son necesarios cinco minutos más para concluir lo que es está explicando.

Que la mayor satisfacción es lograr que tu alumno aprenda de forma independiente

Cuando eres profesor crees que tu mayor satisfacción será que el alumno aprenda, y sí, es cierto que descubrir que ha mejorado sus notas o ha aprobado sus exámenes produce una alegría casi igual a si fueras tú quien ha aprobado, pero la mayor satisfacción cuando se es profesor particular es ver que el alumno aprender o buscan contenidos y recursos para completar tus clases: que ha buscando en internet más sobre algo que le explicaste, que ha realizado unos esquemas, que hace ejercicios en casa de las páginas web que le recomendaste…

Ser profesor particular es una experiencia a la que todo docente debería pasar ya que es enriquecedora y sirve para conocerse como profesor. Los que lo habéis probado, seguro que habéis aprendido muchas cosas más de cuando se es profesor particular, nos encantaría que las compartierais con nosotros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *